Las fronteras de Ulises de Rafael Vilasanjuan

Debate, abril 2021

Las fronteras de Ulises es el relato del viaje de los refugiados: desde la barbarie de la guerra hasta la indiferencia de una sociedad que los rechaza.

El periodista Rafael Vilasanjuan pretende con este ensayo que todos asumamos de una vez por todas que Europa no está sumida en una crisis de refugiados, sino que son los propios refugiados quienes, como seres humanos, están pasando una crisis.

Debate anuncia la publicación de Las fronteras de Ulises. La  crisis de los refugiados en Europa, escrita por el periodista Rafael Vilasanjuan.

Han pasado casi seis años desde que el Mediterráneo depositó el cadáver de un niño sirio en una playa turca. La imagen del cuerpo de Alan Kurdi sobre la arena removió la conciencia de los europeos, pero, tras el impacto inicial, la «indiferencia colectiva» se volvió a adueñar de todos nosotros. Y es que el drama de los refugiados no ha conseguido conmover a un continente que se jacta de ser la cuna del humanismo, ni tampoco ha logrado movilizar a unos políticos que, en vez de esforzarse por evitar esas muertes, han afianzado las vallas de las fronteras exteriores.

En 2015, la llegada de más de un millón de refugiados a Europa dejó a la Unión Europea a un paso del abismo, pero la mal llamada «crisis de los refugiados» no la provocaron quienes huían de los conflictos. Equiparando el viaje de los refugiados con el de Ulises, Rafael Vilasanjuan sacude nuestras conciencias y nos confronta con la cruda realidad: incapaces de asumir el fracaso de sus políticas migratorias, las instituciones europeas no solo han dejado de lado sus principios, sino que han convertido a los inmigrantes en enemigos contra los que hay que luchar.

Las fronteras de Ulises desvela y deconstruye la falsa idea de «invasión» –impulsada por los movimientos ultranacionalistas pero asimilada por una sociedad mayoritariamente indiferente– para recordarnos que los refugiados no son inmigrantes ni enemigos, sino víctimas de la barbarie en busca de asilo. Negarles ese derecho no es solo éticamente cuestionable, sino ilegal.

Como las peripecias de Ulises en La Odisea, este es el relato del viaje de aquellos que huyen de ciudades sitiadas, navegando por las mismas aguas y recalando en las mismas islas en las que hirvió la cultura que acabaría conformando lo que somos ahora. Un viaje, no obstante, donde la épica divina ha sido remplazada por barreras humanas en las que naufragan el legado de la democracia occidental y los derechos humanos.

Rafael Vilasanjuan pretende con este ensayo que todos asumamos de una vez por todas que Europa no está sumida en una crisis de refugiados, sino que son los propios refugiados quienes, como seres humanos, están pasando una crisis. Y, para dar la vuelta a esta idea, es decir, para conseguir que dejemos de ver este drama como un problema nuestro y lo empecemos a ver como un problema de quienes pierden la vida, el autor compara la situación de los migrantes con la vivida por Ulises en la Odisea. Porque, a fin de cuentas, el viaje que emprenden los refugiados en la actualidad no dista tanto del que emprendió el héroe al que decimos admirar. Porque, si fuéramos sinceros, no podríamos más que aceptar que, el rey de Ítaca nos escupiría en la cara al ver lo que estamos haciendo con los náufragos del Mare Nostrum.

0 Comments

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *