Blog de opiniones sobre libros de actualidad: novela negra, thriller, ficción, histórica, hechos reales… todo tiene cabida en nuestras lecturas.

Además, entrevistas y encuentros con autores y un listado de firmas en toda España para que no os perdáis cuando pasa vuestro autor favorito por vuestra ciudad.

lunes, 30 de octubre de 2017

TODOS LOS DÍAS SON NUESTROS - CATALINA AGUILAR MASTRETTA



Hay libros que llegan a tu vida de manera inesperada y aunque en un principio no hubieran sido tu lectura elegida, cuando los terminas piensas que hubiera sido una pena que no hubieran llegado a ti. 

Todos los días son nuestros es una de esas lecturas a las que no me hubiera acercado sin más, posiblemente ni se me hubiera pensado por la mente tenerla en mis manos, pero una vez terminada tengo que decir que menos mal que me dejé convencer, aunque tampoco tuvieron que poner mucho empeño en ello.

LA AUTORA

Catalina Aguilar Mastretta (Ciudad de México, 1984) es guionista y directora de cine. Ha escrito y dirigido las películas Las horas contigo (2104) y Todos queremos a alguien (2017), y el cortometraje Tabacotla (2008). Suyos son los guiones de la serie histórica sobre México Gritos de muerte y libertad, estrenada en 2010, y del largometraje Echo Park (2014). Todos los días son nuestros, su primera novela, ha sido alabada por la crítica mexicana por su mirada irónica, tierna y generacional.

ARGUMENTO

María y Emiliano parecían una pareja indestructible, de esas que se conocenen el instituto, nunca pierden la pasión y terminan siendo dos adorables ancianos cogidos de la mano. Por eso, cuando llegan a la treintena y una noche, al volver de la fiesta de unos amigos, María empieza una discusión, nadie hubiese imaginado que la pelea terminaría con Emiliano haciendo las maletas y volviendo a casa de sus padres.

MIS IMPRESIONES

Para que una pareja se rompa ¿Es siempre necesario la falta de amor o la infidelidad? Está claro que no.

Puede que todo aquello que perdonábamos cuando éramos más jóvenes o cuando nos encontrábamos en esa primera fase en que todo es maravilloso empiece a molestarnos, que todo aquello a lo que no dábamos importancia comience a tenerla, o simplemente que la relación empiece a desgastarse y las cosas ya no sean lo mismo.

Esto es ni más ni menos lo que les pasa a María y Emiliano, que una relación en la que todo funciona empieza a tener esas pequeñas grietas, y un nimio detalle que en otras ocasiones solo hacía resoplar, en un momento determinado provoca una pelea muy similar a otras que tuvieron lugar con anterioridad, pero que en esa ocasión hace saltar por los aires años de convivencia. Una situación en la que el uno por el otro, ambos cargados de razón, y esperando que sea el otro el primero en hacerlo, no son capaces de dar el paso necesario para arreglarlo provocando la ruptura.

Catalina Aguilar Mastretta no nos va a contar una gran historia. Todos los días son nuestros es una historia conmovedora y cotidiana, una de tantas y que le ha sucedido a tantos, es una historia cualquiera de gente común en la que no encontraremos grandes sorpresas. Y esa sencillez es precisamente la que nos emocionará y Todos los días son nuestros se haga un hueco en nosotros para quedarse allí. 

Porque si algo inunda esta novela son las emociones, esas que se te pegan a la piel y te calan de manera que te hacen sentir de la misma manera que sus personajes, con los que ríes, lloras, te emocionas y con quienes las vives como si estuvieses subido en una montaña rusa de sentimientos.

Es cómo si María fuese nuestra amiga y nos diese la mano para que vayamos junto a ella mientras nos cuenta todo lo que le ha pasado, haciéndonos partícipes de su dolor, a la vez que busca en su vida  esas cosas y esa fuerza que la ayuden a recomponerse y pueda empezar una vida sin echar constantemente de menos a quien ha compartido con ella espacios, ha sido su refugio y cuyo olor encuentra por todas partes.

Me ha gustado acompañar a María, con quien es difícil no empatizar, en este viaje y ver cómo iba analizando sus pasos, cómo iba evolucionando y también cómo nos contaba lo que había cambiado Emiliano desde que sus caminos se separaron. Porque al final aquella ruptura supuso un crecimiento para los dos.

Aunque es María quien tiene más protagonismo en la novela, Catalina Aguilar Mastretta ha trazado con mucho cuidado una galería de personajes que van acompañarla por estas páginas y que sin duda van a enamorarnos, porque rápidamente nos dará la sensación de que, al igual que María, también nosotros los conocemos hace tiempo.

Catalina Aguilar Mastretta con su fresca y particular manera de contar, llena de ternura, humor e ironía, da también cabida en Todos los días son nuestros a otros aspectos de la vida: la familia, la fuerza de la amistad, el trabajo, el conformismo, el feminismo, la independencia, la separación, la muerte, las relaciones familiares, el miedo a estar solo, las diferencias de ideología y sociales, entre otras cosas de las que también está plagada nuestra vida.

Todos los días son nuestros es una novela que ha ido poco a poco envolviéndome, que me ha ido gustando cada vez más, me ha ido cautivando poco a poco a lo largo de sus capítulos hasta llegar a los últimos que, para mí, conforman lo mejor del libro, con un final que no podía ser más certero.


FRAGMENTO


 

7 comentarios:

  1. Pese a las buenísimas opiniones que todos tenéis d este libro a mi no me termina de atraer.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  2. Es una novela con muy opiniones positivas, la vuestra incluida, y por eso le tengo el ojo echado, a ver si puedo hacerme con ella. Besos

    ResponderEliminar
  3. Ya hemos hablado mucho sobre esta novela a la que yo, en principio, tampoco me habría acercado y que ha terminado siendo una de mis mejores lecturas de este año.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. No hay que decir que te ha convencido porque te ha quedado una reseña de lujo. Manuela me animó a mí y no pude quedar más satisfecha.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Pues yo fui alejándome de esta lectura a pesar de las buenísimas opiniones que iba leyendo y al final me llegó como regalo de cumpleaños inesperado así es que la leeré pronto.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Es mi lectura actual, espero disfrutarla tanto como todas vosotras
    Besos

    ResponderEliminar
  7. No entraba en mis planes leerla hasta que llegó a casa por sorpresa y me encantó. Catalina tiene un don para describir situaciones cotidianas con las que es imposible no sentirse identificados.Gran reseña!
    Besos

    ResponderEliminar