Súbito escalofrío

Caligrama, agosto 2022

Súbito escalofrío, la novela que la sumiller mejicana Valeria Loy Gómez maduró durante siete años para ser un «gran reserva».

Editorial Caligrama saca al mercado una obra de ficción que llama la atención de la crítica especializada y que ha sido cuidada durante largo tiempo, sin prisas, para que llegue al mercado en una versión fascinante y sorprendentemente madura.

Muy posiblemente el nombre de Valeria Loy Gómez (México, 1990) todavía no le diga demasiado en relación a la creación literaria. Sin embargo, haría usted bien memorizándolo, ya que corresponde a una persona que atesora todos los trazos para dar muchos que hablar en el proceloso mundo de la edición de libros. Loy Gómez es una conocida pintora mexicana, que se ha formado oficialmente en Diseño y que también ejerce como diseñadora… y sumiller. De hecho, ha sido este último oficio el que primero ha llamado poderosamente la atención de la crítica, al ser una actividad refinada y que es contraria a la prisas: los buenos caldos requieren su tiempo y su elaboración para alcanzar el grado de sofisticación que requieren.

Pues bien, algo parecido ha sucedido con Súbito escalofrío, la primera obra publicada por parte de la mexicana, una ópera prima a la que le ha dado siete años de maduración para que la versión que salga al mercado sea algo realmente primoroso. Editorial Caligrama se ha movido con agilidad y se ha adelantado a sus competidores para firmar una novela con todos los ingredientes de ser el arranque de una carrera como escritora muy prometedora.

Se trata de una novela muy emocionante, que plantea en su trama un juego de espejos que origina que el lector se acabe planteando interesantes cuestiones vitales, las esenciales en realidad.  Su sinopsis nos habla de un lugar, Real Asunción, de un tiempo pasado y de una muerte, la de Margot. En el plano temporal presente aparecen unas cartas, un matrimonio en declive, una viuda con el corazón roto y la misteriosa llegada de un curador de arte. Todos estos elementos aparecen unidos por la misma luna, un astro que lo ha visto que lo ha visto todo. Estamos, pues, antes una narrativa muy selenita y con un marcado acento femenino. Una obra fresca y sorprendente.

Su nivel literario y expresivo es primoroso. Para muestra, un botón: «La noche estaba por comenzar. Parecía que habían pasado siglos habían pasado. Lo burdo y ordinario se hacían notar como cascadas en un fresco amanecer en donde el que el sol sale por el horizonte mostrando primero: un rojo mezclado con naranja pastel y, a posteriori, un bello amarillo que se combina con la mostaza y un poco de pan blanco, hasta que, por último, el cielo es azul claro, casi transparente; es tanta la luz que irradia el sol que no deja ver al universo. Las estrellas están ocultas felizmente viéndolos, gozándolos, saboreándolos». Lo dicho: ha nacido una estrella (literaria) en México.

0 Comments

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si quieres contactar con nosotras…

lectoralector@gmail.com

Suscríbete!


Loading

CUPÓN DESCUENTO CASA DEL LIBRO

Disponible para Amazon Prime