OFRENDA A LA TORMENTA – Dolores Redondo

En cuanto se dio a conocer la fecha de publicación de la entrega final de la Trilogía del Baztán, fuimos muchos los que comenzamos la cuenta atrás para hacernos con Ofrenda a la tormenta. No podía ser de otra forma. 
La inspectora de homicidios Amaia Salazar había logrado atraparnos con las investigaciones que comenzó en El guardián invisible y continuó en Legado en los huesos. Ahora, según nos había adelantado Dolores Redondo, en Ofrenda a la tormenta todo iba a quedar atado y bien atado y queríamos conocer el final.
Por Twitter se presentó la oportunidad de hacer una lectura simultánea y no me pude resistir. Me gusta leer una novela al mismo tiempo que otros lectores e ir comentando sin desvelar nada, las sensaciones que nos va produciendo y dejar “cebos” para propiciar la lectura.

LA AUTORA

Dolores Redondo nació en Donostia-San Sebastián en 1969. El guardián invisible y Legado en los huesos, las dos primeras entregas de su Trilogía del Baztán, le han granjeado el entusiasmo de editores de numerosos países y hoy son ya 32 los sellos editoriales que publicarán la obra en todo el mundo.
Además del respaldo de los lectores, ha sido saludada por la crítica como una de las propuestas más originales y contundentes del noir en nuestro país, y asimismo se proyecta la versión cinematográfica de la mano de los productores de la trilogía Millennium, de Stieg Larsson.

ARGUMENTO

Ha pasado ya un mes desde que la inspectora de la Policía Foral recuperó a su hijo y pudo detener a Berasategui. Pero a pesar de que tanto la Guardia Civil como el juez Markina dan por muerta a Rosario, Amaia siente que no está libre de peligro, un desasosiego que sólo Jonan comprende.

La muerte súbita de una niña en Elizondo resulta sospechosa: el bebé tiene unas marcas rojizas en el rostro que indican que ha habido presión digital, y además, su padre intenta llevarse el cadáver. La bisabuela de la pequeña sostiene que la tragedia es obra de Inguma, el demonio que inmoviliza a los durmientes, se bebe su aliento y les arrebata la vida durante el sueño. Pero serán los análisis forenses del doctor San Martín los que convencen a Amaia Salazar de investigar otras muertes de bebés, que pronto revelarán un rastro inaudito en el valle.

Berasategui muere, entonces, inexplicablemente en su celda, lo que despliega una trepidante  investigación que llevará a Amaia al auténtico origen de los sucesos que han asolado el valle de Baztán.

Y mientras, desde el bosque, una impresionante tormenta llega para sepultar la verdad más demoledora.

MIS IMPRESIONES

Dolores Redondo lo ha vuelto a hacer. Como ya sucediera con El guardián invisible y con Legado en los huesos, desde las primeras páginas de Ofrenda a la tormenta ha conseguido crear en mi esa necesidad de leer, de no querer dejar el libro hasta llegar al final y que, en alguna ocasión, casi me haya pasado de parada en el transporte público. Hasta cuando subía en el ascensor abría el libro para leer un poco más.

Con Ofrenda en la tormenta Dolores Redondo pone fin a la Trilogía del Baztán, una trilogía que según la propia autora ha comentado, como publicamos aquí en la reseña del encuentro que tuvimos con ella,  tiene su origen en una noticia breve y siniestra publicada en la prensa que llamó su atención sobre la muerte de una niña y que después desapareció de los medios tan discretamente como había aparecido.

Dolores Rendondo vuelve a introducirnos en esa sociedad matriarcal del valle del Baztán, con esas mujeres fuertes, en la que sitúa sus novelas, que con el mundo mitológico y la investigación policial, y utilizando estos ingredientes difíciles de combinar con solvencia, y comunes en las tres novelas pertenecientes a la Trilogía de Baztán, logra montar una historia con una columna vertebral de una coherencia total, en la que todas las piezas encajan en su sitio.

En El guardián invisible la figura de la mitología utilizada fue el Basajaún, en Legado en los huesos se sirvió del Tarttalo y en Ofrenda a la tormenta nos vamos a encontrar con Inguma, un demonio que inmoviliza a los durmientes, se bebe su aliento y les arrebata la vida durante el sueño.

En esta novela Amaia Salazar va a investigar una serie de muertes de cuna o muertes súbitas del lactante que responden a una pautas similares, y a la vez seremos testigos de la vida de Amaia y su entorno. Encontraremos que Amaia ha dejado atrás el período postparto que sufría en la anterior novela y del que, para la mayoría de los lectores, no salió muy bien parada, parece que los hechos que tuvieron lugar al final de la entrega anterior la hicieron reaccionar. Nos encontramos una Amaia más fuerte en lo que respecta a sus demonios interiores y que se va a ver sacudida por unos sentimientos de diferente tipo a los que va a tener que hacer frente.

Y es que uno de los puntos fuertes de esta novela en particular y de la trilogía en general, son los personajes que desarrolla Dolores Redondo, unos personajes muy humanos, muy reales, con sus defectos y virtudes.

En esta ocasión también vamos a vernos transportados a esos ambientes asfixiantes en los que tanto influyen la naturaleza y la climatología propia del lugar, días muy lluviosos, con poca luz, mucha niebla y en la que una gran tormenta coincidirá con uno de los momentos más importantes de la novela.

En Ofrenda a la tormenta un narrador omnisciente será el encargado de relatarnos la historia, en tercera persona, con un hilo cronológico temporal, a lo largo de 57 capítulos, utilizando un lenguaje, sencillo, directo, que nos mantendrá enganchados a sus páginas y en la que nos vamos a encontrar con algunos giros que añadirán más interés si cabe.

Hubo un momento que tuve sospechas a cuenta de quien podría estar detrás de los hechos criminales, pero no por ello mi interés por llegar al final de la novela y ver como se iban a desarrollar los hechos decrecieron un ápice.

Como puede verse de todo lo anterior Ofrenda a la tormenta, al igual que las anteriores entregas, me ha gustado mucho y me ha parecido que no sólo ha estado a la altura de las anteriores entregas, sino más y me ha parecido un gran colofón para esta Trilogía.

Quizás haya quedado algún fleco, pero seguro que la Inspectora Salazar, aunque esta trilogía haya quedado cerrada, vuelve para aclarárnoslo. Más de uno estamos deseando de que así sea.

Hemos leído de la autora

27 comentarios en “OFRENDA A LA TORMENTA – Dolores Redondo”

  1. Ya sabes que a mí también me ha encantado, me parece el mejor de la trilogía y el hecho de que en un momento dado resulte muy previsible quién es el responsable de todo, no ha empañado en absoluto mi impresión final.
    Besos.

  2. ¿Os habéis quedado con ganas de más? Entonces, por muy poco precio tenéis una opción digital fabulosa aquí http://hiberniansoldierbooks.com/2015/06/19/the-spanish-corner-ii/. Es el enlace para comprar "Alcolea". Una pequeña gran novela policíaca ambientada en el País Vasco de 1875, al final de la tercera guerra carlista. Empiezan a aparecer muertos no sólo en el campo de batalla. Alguien debe averiguar qué está pasando. Se recurre a un veterano subinspector de la Policía: Víctor Manuel Alcolea… Os esperamos en hiberniapublishingco@gmail.com para resolver todas vuestras dudas y distribuiros la copia completa.

    ¡¡De nada!!

  3. Yo entiendo bien esa necesidad de leer y leer hasta acabar de la que hablas con esta novela. Lo malo es lo que viene después, ese vacío. Yo he tenido suerte. He dado con dos novelas casi gemelas: Una es "El secreto de Vesalio", también publicada por Destino, y la otra es "Alcolea". Irresistibles las dos para fanes y fanas de Sherlock Holmes y similares.
    Os las recomiendo para el día después de la última página de "Ofrenda a la tormenta" : ))

Deja un comentario

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com