LA ISLA DE LAS ÚLTIMAS VOCES – MIKEL SANTIAGO

LA ISLA DE LAS ÚLTIMAS VOCES – MIKEL SANTIAGO

NUESTRA OPINIÓN …

Desde que hace ya algún tiempo descubrí a Mikel Santiago con su novela La última noche en Tremore Beach, no me he perdido ninguna y no sólo eso, una tras otra, he estado esperando todas ellas con ansias y según comenzamos La isla de las últimas voces de Mikel Santiago ya intuimos que no la vamos a soltar con facilidad.

Nos encontraremos en un avión de esos que no dejan registro en las pantallas de las torres de control y que transporta en su bodega un contenedor nada convencional.

El pasaje del aparato es un tanto peculiar. Está integrado por unos militares encargados de custodiar la carga bajo las órdenes de un tal Dave, unos científicos cuya labor es controlar en sus ordenadores tanto el contenedor como lo que hay dentro y un tipo que, según Dave, es “la viva estampa de la gilipollez humana”.

Una turbulencia sigue a otra y el avión y sus ocupantes se ven inmersos en medio de una gran tormenta. Uno de los científicos le dice a Dave que destruya la carga, que es su misión si hay problemas, mientras el avión se desploma, y … ya tenemos la historia servida para que Mikel Santiago se apodere de nuestro tiempo y nos mantenga pegados a las páginas de su nueva novela.No son muchos los personajes que vamos a encontrar en esta novela coral, pero sí uno muy especialLa Caja. Y es que ese “objeto” tiene entidad propia y de alguna forma siempre está presente en la trama, ya que a lo largo de toda la novela tiene un peso especial la forma en la que influye en el comportamiento de los habitantes de St. Kilda, y la intriga sobre qué es lo que hay en su interior.

Mikel Santiago nos muestra unos personajes llenos de matices que guardan secretos, unos secretos que nadie o casi nadie de su entorno conoce y que nosotros iremos poco o a poco conociendo y que les harán vulnerables ante lo que se les avecina.

La isla de las últimas voces está envuelta en un ambiente perturbador e inquietante, que llega a ser asfixiante, que respiraremos durante toda la historia. Ya desde las primeras páginas vamos a sentir una atmósfera claustrofóbica, primero en el avión que lleva esa carga tan misteriosa, que se desploma y acaba en el mar, para después trasladarla a esa isla con pocos habitantes, aislada por una tormenta quedando incomunicada. Un ambiente opresivo que Mikel traslada tan bien al lector que le hace sentirlo en su piel.

También encontraremos cosas que nunca faltan en las novelas de este autor, como la presencia de la música y ese sentido del humor tan peculiar que hace que nos asome una sonrisa a la cara, aunque los personajes se encuentren en situaciones verdaderamente desesperadas.

Mikel Santiago nos ofrece una trama de misterio, con algunas pinceladas de terror y fantasía, narrada a varias voces, bien estructurada, con la información bien dosificada a lo largo de la narración, un suspense que no decae en ningún momento sin dar tregua al lector que hará que las páginas vuelen entre sus manos mientras las ansias de seguir leyendo se van incrementando según avanza en su lectura.

La isla de las últimas voces ha cumplido con lo que esperaba de ella, he disfrutado con su lectura, me ha entretenido, me lo he pasado en grande mientras me ha durado. Mikel Santiago no me ha defraudado ni me ha dado tregua, y una vez más me ha dado lo que esperaba de su novela y lo ha hecho con nota ¿Quien dijo que ésto fuera fácil? ¿Queréis un consejo? Leedla ¡¡¡YA!!!

FICHA DEL LIBRO
FRAGMENTO

18 comentarios en “LA ISLA DE LAS ÚLTIMAS VOCES – MIKEL SANTIAGO”

  1. No la he leído aún pero no quiero tardar mucho en hacerlo; de todas sus novelas mi preferida es La última noche en Tremore Beach y parece que esta es del mismo estilo así que seguro que la disfruto un montón.

    Un beso

  2. Pues yo coincido mucho con tu reseña, lo acabé hace apenas un día (Era mi primer libro de este autor) y aunque el final me hubiera gustado que fuera más… esclarecedor, he disfrutado de su lectura enganchadísima y eso es lo que cuenta 🙂

    Un beso!

  3. A mí me ha gustado un poco menos, y menos que sus anteriores novelas, igual ha sido el momento, pero creo que no he sabido entrar en esa ambientación paranormal, y mira que esos sueños me encantaron en La última noche…
    Un beso

  4. Esta vez para mí la historia no ha sido tan satisfactoria como para vosotras aunque tengo que reconocer que está bien contada, que Dave es un crack y me he reído de lo lindo con él y que seguiré buscando a Mikel porque me encanta su estilo.
    Besos

Deja un comentario

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com