Espasa, marzo 2021

Espasa amplía su colección de Perry Mason, de Erle Stanley Gardner, padre de la novela de misterio y uno de los autores más vendidos de la historia de EEUU con 300 millones de ejemplares.

Los tres títulos con los que se amplia la colección son El caso de la viuda peligrosa, El caso del anzuelo con cebo y El caso del gatito imprudente

Regresa Perry Mason, de Erle Stanley Gardner, el mejor abogado de la historia. Espasa amplía con tres nuevas novelas la colección y recupera esta serie como homenaje a su autor cuando se cumplen 50 años de su fallecimiento. Una serie de clásicos modernos que llevaba años descatalogada en España.

Esta es una serie de novelas independientes con todos los ingredientes para los amantes de los thrillers: emoción, tramas bien hilvanadas ambientadas en la California de los años 30-50 y protagonistas con mucho gancho. Su estilo es directo, seco, lineal, basándose en el diálogo al más puro estilo hardboiled”.

Erle Stanley Gardner (1889-1970). Ejerció como abogado durante varios años, pero su carácter le hacía aborrecer la rutina de la práctica legal, y la única parte que disfrutaba era la de los juicios y sus interrogatorios. Tras colaborar en revistas en las que también participaban autores como Dashiell Hammett y Raymond Chandler, decidió dedicarse plenamente a la escritura, aprovechando todo lo que había aprendido en sus años de tribunales.

Gardner es uno de los escritores estadounidenses más leídos de todos los tiempos, con unas ventas que superan los trescientos millones de ejemplares de libros.

La primera novela de Perry Mason, El caso de las garras de terciopelo, publicada en 1933, vendió veintiocho millones de copias en sus primeros quince años. A mediados de la década de 1950, las novelas de Perry Mason se vendían a razón de veinte mil copias por día.

Las más de ochenta novelas protagonizadas por su icónica creación literaria, el inigualable abogado Perry Mason, se convirtieron en un éxito global. La serie de televisión Perry Mason, con el actor Raymond Burr como protagonista y en la que el propio Gardner supervisó los guiones, se mantuvo en antena durante diez años.