NUESTRA OPINIÓN …

Como os contábamos el otro día, tuvimos el placer de empezar a leer en primicia la nueva novela de Paula Hawkins «Escrito en el agua» que se publicará el próximo 23 de mayo. Así que, esta vez no se nos iba a quedar en la estantería esperando su turno cuando ya habíamos comenzado a meternos en la historia y a sentir la intriga de qué iba a pasar con los personajes y como veis no nos ha durado mucho su lectura.

 

Como os contaba en la crónica de la presentación, «Escrito en el agua«, la nueva novela de Paula Hawkins tras el éxito de «La chica del tren», es un thriller en el que nada es lo que parece, nadie es quién dice ser y todo el mundo tiene algo que esconder.

En «Escrito en el agua» nos vamos a encontrar una narración desde el punto de vista de muchos personajes y así será como vayamos descubriendo la historia de La poza de las Ahogadas y todo lo que la rodea. Un lugar aparentemente idílico pero en el que han muerto muchas mujeres ahogadas, ¿suicidios?¿asesinatos? Lo que está claro es que todo lo que rodea a esas mujeres y a ese lugar en concreto está lleno de interrogantes.

La muerte de Nel Abbott, quien estaba preparando un libro y una exposición sobre ese lugar y las mujeres que en él habían muerto, es lo que desencadenará esta historia. ¿Hay alguien interesado en que no se sepa la verdad?¿En que no se remueva el pasado? ¿Por qué hay gente que tiene claro que se suicidó y gente que tiene claro que ha sido asesinada?¿Quién tenía suficientes motivos para asesinarla? Pronto aparecerá Jules, la hermana de Nel a quien ésta había estado llamando insistentemente poco antes de morir, ¿se sentía amenazada? Jules llevaba años sin hablar a Nel por una historia del pasado que también iremos descubriendo poco a poco a lo largo de la historia.

«Escrito en el agua» es una historia de secretos, de mentiras, de culpa pero también de valentía, de amor incondicional y porqué no, de perdón. Una novela en la que no puedes fiarte de nadie, ni siquiera de ti mismo porque hay veces que lo que los propios personajes creen de sí mismos está distorsionado por factores externos.

Mediante capítulos cortos, Paula Hawkins nos va introduciendo en la historia contándonos la versión del personaje que toma la palabra por lo que nosotros seremos los únicos que tendremos toda la información o por lo menos toda la que los personajes nos quieren contar. En este punto tengo que decir que al principio estaba un poco perdida. Hay muchos personajes y, sobre todo al inicio, las cosas que nos cuentan no están relacionadas entre sí, por lo que hasta que la historia no empieza a unirse necesité de un pequeño esquema para saber quién era cada personaje y cómo estaba relacionado con el resto. Además. me ha costado hacerme con la manera de narrar, todos los personajes «hablan con nosotros» y al haber tantos, me parecía complicado cuando cambiaba de uno a otro, hacerme a la idea de que había cambiado y estaba «hablando con otra persona».

Además, en la novela nos trasladaremos al pasado en varias ocasiones de la mano de Jules para descubrir qué es lo que pasó entre Nel y ella, qué las llevó a la situación en la que se encuentran y es que una vez más, nada es lo que parece.

Otra de las cosas que nos introduce Paula Hawkins en la historia es el manuscrito que Nel estaba escribiendo sobre La poza de las Ahogadas. Un capítulo por cada una de esas mujeres que se ahogaron en la poza y que vamos a encontrar escritos en tercera persona por Nel. Capítulos en los que nos Nel nos cuenta SU VERSIÓN de cómo murieron esas mujeres, versiones que una vez más no tienen porqué ser reales ya que están basadas en lo que ella piensa o en lo que le han contado.

«Escrito en el agua» me ha gustado a pesar de que no he encontrado el ritmo de thriller que he encontrado en otras novelas. Tiene un ritmo ágil y el cambio de personajes y narración constante y los capítulos cortos hacen que las páginas nos vuelen en las manos pero no he sentido ese ritmo frenético que he sentido con otros thriller, esa necesidad de seguir leyendo para ver qué pasa, de hecho, como os digo, me costó un poco aterrizar en la historia, no por lenta sino por la variedad de historias hasta que éstas empiezan a casar entre sí. Sí que lo he encontrado al final, en las últimas 50 páginas cuando las máscaras empiezan a caer y el ritmo acelera.

A pesar de esto creo que es una buena historia y tiene una buena moraleja: muchas veces por no hablar damos por sentado cosas que no son y éstas pueden acarrear graves consecuencias que cuando queramos atajar quizá sea demasiado tarde. Yo personalmente me quedo más con la conclusión que podemos extraer una vez llegamos al final que con la historia en sí. Además, me parece que en la investigación policial queda algún cabo suelto.

En conclusión, una historia bien escrita y bien trazada, contada de un modo original que nos hará conocer todos los puntos de vista de los personajes pero solo lo que nos quieran revelar de manera que nosotros mismos iremos formándonos nuestra opinión sobre ellos y por lo tanto nuestras propias teorías Una historia con un final que sorprende. Una novela perfecta para la época estival.

FICHA DEL LIBRO
FRAGMENTO