Blog de opiniones sobre libros de actualidad: novela negra, thriller, ficción, histórica, hechos reales… todo tiene cabida en nuestras lecturas.

Además, entrevistas y encuentros con autores y un listado de firmas en toda España para que no os perdáis cuando pasa vuestro autor favorito por vuestra ciudad.

Mostrando entradas con la etiqueta basado en hecho real. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta basado en hecho real. Mostrar todas las entradas

martes, 21 de junio de 2016

ETHERIA - Coia Valls



La novela histórica y la novela de época (a las que casi siempre las metemos en el mismo saco, denominando a ambas como novela histórica) siempre tienen un hueco entre mis lecturas y no es difícil encontrar entre las entradas de este blog, cada cierto tiempo y unas veces con más asiduidad que otras, reseñas de ellas.

Por eso cuando hace unas semanas me ofrecieron la lectura de esta novela, que además estaba escrita por Coia Valls a quien ya había leído en otra ocasión y me había dejado muy buen sabor de boca, no dudé un instante en aceptar la propuesta.

LA AUTORA

Coia Valls (Reus, 1960) es escritora y profesora de Educación Especial y Logopedia. Ha publicado la novela 'La princesa de jade' (2010), premio Néstor Luján de novela histórica, además de numerosos cuentos y relatos en volúmenes colectivos. En el mundo de la literatura infantil han visto la luz 'Marea de lletres que maregen' y la novela 'L’ombra dels oblidats'. Es responsable del blog 'El cuaderno naranja'.

ARGUMENTO

De Calavario a Roma, la extraordinaria odisea de una intrépida viajera del siglo IV.

El último tercio del siglo IV es un período de profundos cambios. Los valores se invierten y los perseguidos se convierten en perseguidores. El Senado romano está dividido y la permanencia de la estatua de la Victoria es el símbolo del enfrentamiento entre paganos y cristianos.

En este escenario de fin de una civilización, Etheria, una mujer noble de la Gallaecia emparentada con el emperador Teodosio, emprende un viaje a Tierra Santa en pos de su sueño. En su paso por Lucus Augusta, Caesaraugusta, Tarraco, Barcino, Gerunda, Roma y otras ciudades, escribe un diario para trasmitir esa experiencia a sus discípulas.

Sin embargo, a menudo las cosas no suceden como se había previsto. La aparición de Irene de Aveleda, una patricia que, bajo su apariencia de luchar por una noble causa, busca venganza, obligará a la peregrina a tomar decisiones insospechadas y enfrentarse a sus propias contradicciones.

Dos mujeres invierten sus destinos en este calidoscopio de una época de crisis. Un canto a la tolerancia y la amistad, a la capacidad de convertir el viaje en una experiencia de vida. Porque nada está escrito en las estrellas.

MIS IMPRESIONES

Irene, sobrina del senador Simaco, llega a Calavario donde vive Etheria en una congregación de mujeres piadosas, con el fin de hacerse con la última copia del Libro del Catón que se encuentra en poder de esta última.

Lo que no imagina Irene cuando llega es que Etheria se va a embarcar muy pronto en una peregrinación a Tierra Santa, y, entre otros objetos que la acompañarán en el viaje, estará la copia que ha venido a buscar.

Aunque ninguna de las dos se encuentra cómoda en la presencia de la otra, cuando Etheria propone a Irene que la acompañe en el viaje que va a iniciar, esta última no se lo piensa dos veces, ya que será la única forma en que podrá hacerse con el libro que ha venido a buscar y que supone para su tío la última esperanza de que las antiguas creencias del Imperio sean respetadas. Lo que ninguna de las dos intuye cuando emprenden este largo recorrido es que también van a realizar una importante importante travesía interior.

No es ninguna novedad que me gusta la novela histórica o la que está ambientada en hechos históricos, y aunque la Antigua Roma no es precisamente de los períodos que más me llaman la atención, alguna novela con este trasfondo he tenido en mis manos. Sin embargo nunca hasta el momento había leído una en la que el cristianismo ya se había convertido en la religión mayoritaria y los cristianos habían tomado posiciones de poder en el Imperio, cambiando las tornas y convirtiendo en perseguidos a los seguidores de las antiguas creencias y hasta hace poco perseguidores. Quizás también es que existen menos obras que suceden con este telón de fondo, siendo más numerosas en las que las persecuciones a los cristianos tienen más protagonismo.

Está claro que siempre se ha puesto mucho más énfasis en las persecuciones y tormentos que tuvieron que sufrir los primeros cristianos, y no se ha escrito tanto sobre como una vez alcanzado el poder fueron los cristianos los que se dedicaron a hostigar a los ciudadanos del imperio que no se habían convertido al cristianismo, por eso me ha gustado conocer la otra cara de la moneda y encontrar en esta novela el reflejo de estos hechos mostrando el revanchismo que afloró, y como aunque a muchos de los poderosos no les importó convertirse al cristianismo sólo para conservar o lograr las posiciones de poder, otros lucharon contra viento y marea intentando frenar los abusos y el avance de la nueva religión y que se les permitiese mantenerse fieles a sus creencias, y que éstas se respetaran.

También me llamó la atención al leer la novela encontrarme con Etheria (la protagonista junto a Irene de la novela y en torno a las cuales gira la historia), un personaje al que no conocía, como tampoco sus circunstancias. Etheria era una mujer peculiar, una especie de monja de aquella época que peregrinó hasta Tierra Santa, dejando constancia escrita de su viaje.

Junto con la ambientación y el momento histórico, una de las cosas que más me ha gustado de esta novela ha sido la relación que se va tejiendo entre Irene y Etheria, dos mujeres tan distintas, muy arraigadas a sus creencias, las cuales están a su vez totalmente enfrentadas, que muestran gran determinación y entre las que se va creando un vínculo que ni ellas mismas son capaces de entender, ya que por un lado recelan la una de la otra y de lo que representan, pero por otro surge entre ellas una especie conexión en la que tiene mucho que ver el que el respeto, las ganas de entenderse y, creo que, hasta de admiración que sólo al final son capaces de reconocer. Una relación que en muchos casos me ha resultado difícil comprender pero en la que la escritora muestra una clara evolución. Una evolución que no podría haber sido posible si a la vez no se hubiese dado en estos dos personajes.

Pero aparte de este crecimiento que se observa en estas dos mujeres, como al resto de los que transitan por la novela, es como si les faltase algo. Para mi gusto carecen de ese punto que hace que un personaje traspase las páginas de una novela y los sientas a tu lado.

No se puede negar que Coia Valls ha hecho una gran labor de documentación, la cual está latente y con la que no nos abruma, habiendo utilizado una prosa sencilla cuidada, fluida y ágil con la que es capaz de mantenernos prendidos a sus páginas, transmitiéndonos a su vez un claro mensaje de respeto y tolerancia por las creencias del otro, que tan necesario es en nuestros días. Pero a pesar de todo lo anterior, para mi gusto, a la narración le ha faltado cierta emoción, cierta tensión, para que esta historia haya terminado de calarme.

Pese a esos puntos que no me han llegado a convencer, para mi Etheria ha sido una lectura grata y entretenida y me ha hecho conocer algunos hechos de la historia en los que no me había detenido, y a un personaje sobre el que indagar.

Ahora os toca elegir a vosotros.



Hemos leído de la autora
FICHA DEL LIBRO

viernes, 4 de marzo de 2016

EL TIEMPO ENTRE SUTURAS - Enfermera Saturada


Tras el rato tan divertido que supuso la lectura de La vida es suero, si tenía algo claro es que no dejaría pasar la oportunidad de volver a leer las nuevas aventuras hospitalarias que nos pudiera ofrecer Enfermera Saturada, así que en cuanto vi que se publicaba El tiempo entre suturas supe que tenía que hacerme con un ejemplar y que, antes o después, estaría entre mis lecturas.

EL AUTOR

Enfermera Saturada se define como una enfermera española que busca hacerse un hueco en la sanidad. Empieza los turnos en planta, baja a la UCI, sube a prematuros y termina en urgencias. 

Pero en realidad tras Enfermera Saturada, o Satu, se esconde Héctor Castiñeira, un personaje de ficción a través del cual un joven enfermero español, narra su día a día en el hospital, sus pensamientos y reflexiones, siempre con un punto de vista humorístico y con ciertos toques de ironía.

El personaje fue creado en 2012 estando presente en Twitter, Facebook, YouTube e Instagram, donde decenas de miles de personas ven cómo repasa, con humor y descaro, la actualidad de su hospital.

En diciembre de 2013 autopublica su primer libro "La Vida es Suero" cosechando un gran éxito entre el público, siendo el más vendido esas navidades en internet y manteniéndose en el top 10 durante meses. Un libro que casi un año después, en septiembre de 2014, y de la mano de Plaza & Janes lanza al mercado.

Es en mayo de 2015, durante la Feria del Libro de Madrid, el creador de Enfermera Saturada y autor del libro decide salir del anonimato para sorpresa de sus seguidores.

ARGUMENTO

Enfermera Saturada pertenece a una generación de mujeres que ha aprendido antes a coser heridas que botones, es posible que por eso se reponga antes de un amor complicado que de una cremallera rota en esos vaqueros de temporada de Amancio que tanto le ha costado encontrar.

Tras conquistar a miles de lectores con su particular visión de los hospitales y del mundo sanitario, Enfermera Saturada, «Satu», nos abre de nuevo una puerta a la trastienda de la enfermería con su segundo libro.

Desde las tiritas de dibujos hasta el turismo de oposición en busca de la plaza fija, pasando por los camisones, el esparadrapo y la cafetería del hospital, nada escapa a esta enfermera que recorre todos los días los pasillos del hospital a golpe de tuit.

Facebook: EnfermeraSaturada
Twitter: @EnfrmraSaturada
Instagram: Enfermera_Saturada
Web: enfermerasaturada.es


MIS IMPRESIONES

Si en el caso de La vida es suero el prólogo venía de la mano de la Srta. Puri, en este caso el encargado de tal menester ha sido Luis Piedrahita, quien con su especial sentido del humor y bajo un título tan esclarecedor como "A ti lector, que aspiras a morir de risa y no de cualquier tontería" da paso a Satu,

El tiempo entre suturas sigue la tónica de la anterior obra de Enfermera Saturada y con ese inigualable sentido del humor y la ironía que la caracteriza, con los que se ha granjeado miles de seguidores, volvemos a compartir con Satu el día a día de la vida de una enfermera en nuestro país.

Tras el prólogo y la introducción, divide el libro en 3 bloques: Sobreviviendo en el hospital, Material Sanitario y Mundo enfermero, en los que por medio de capítulos cortos va desgranando lo que es el síndrome del recomendado, cómo es la comida de los hospitales tanto para los pacientes como la que se sirve en la cafetería para los acompañantes o el personal sanitario, las máquinas expendedoras, los traslados interhospitalarios, la lista de sustitución urgente, el cambio de turno, etc., y todo ello narrado con gran sentido del humor

Un humor con el que en más de una ocasión, sin ser yo de risa fácil, he estado al borde de la carcajada como en el capítulo en el que hablando de las mezclas de los sueros los comparaba con una carta de gin-tonics; la catalogación que hace de palos de gotero; la utilización del papel de aluminio; los camisones hospitalarios; o cuando cuenta las peripecias que pueden ocurrir al preparar y hacer a un paciente un electrocardiograma.

Si cualquiera de las partes de este libro es divertida, sin duda para mi la que se lleva la palma corresponde a Material hospitalario, porque seguro que no nos suenan tan raras muchas de las cosas que comenta aunque esté llevado al extremo y utilice un gran sentido del humor para contarlo.

Pasa lo mismo con todas y cada una de las situaciones que traslada a estas páginas y nos cuenta en primera persona, tampoco nos serán ajenas del todo y en más de una ocasión seguramente hemos sido testigos de ellas o las hemos "sufrido". Dicen que la realidad supera muchas veces a la ficción y seguro que este libro hay muchas de esas verdades, aunque contadas como sólo esta peculiar enfermera sabe contarlas.

Como ya sucedió con La vida es suero, El tiempo entre suturas es una lectura muy entretenida y divertida, de la que podrás dar cuenta en un rato que, además, se te pasará en un suspiro, y que conseguirá que te evadas de todo lo que pasa a tu alrededor, algo que a veces es muy necesario.

Sin duda te lo recomiendo, y puede ser además una buena lectura desengrasante entre otras más densas, o entre las que necesites una bocanada de aire fresco.


martes, 3 de febrero de 2015

EL TREN DE LOS HUÉRFANOS - Christina Baker Kline



Es difícil no fijarse en una portada como ésta. Luego lees la sinopsis y te enteras que está basada en un hecho real y sabes que la tienes que leer. 

Por si esto fuera poco las redes sociales no hacen más que hablar de ella y además te dicen que posiblemente su autora vendrá a España y tendrá lugar un encuentro al que, si nada lo impide, asistirás, así que cuando te la ofrecen para leerla y reseñarla, como ya lo tenías más que claro, no te lo piensas un momento y dices: Síííííí.

LA AUTORA

Christina Baker Kline es novelista, ensayista y editora. Nació en Cambridge, Inglaterra, y se educó primero allí y luego en el sur de Estados Unidos y en Maine. Se licenció en Yale, Cambridge, y en la Universidad de Virginia, donde obtuvo una beca Henry Hoyns en Escritura de Ficción. Entre 2007 y 2010 una beca de la Universidad de Fordham le permitió dedicarse en exclusiva a escribir.

Sus ensayos, artículos y reseñas han aparecido en medios como elSan Francisco Chronicle, The Literarian, Coastal Living, More yPsychology Today. Además de El tren de los huérfanos, que ocupó el número uno en las listas de libros más vendidos del New York Times, ha publicado las novelas Bird in Hand, The Way Life Should Be, Desire Lines y Sweet Water.

ARGUMENTO"

"Entre 1854 y 1929, los llamados trenes de huérfanos partieron regularmente de las ciudades de la Costa Este de Estados Unidos hacia las tierras de labranza del Medio Oeste, llevando miles de niños abandonados cuyos destinos quedarían determinados por la fortuna o el azar. ¿Serían adoptados por una familia amable y afectuosa, o se enfrentarían a una adolescencia de trabajo duro y servidumbre?

La inmigrante irlandesa Vivian Daly fue uno de esos niños, enviada por ferrocarril desde Nueva York hacia un futuro incierto a un mundo de distancia. Ahora, muchas décadas más tarde, Vivian es una anciana que lleva una vida tranquila y apacible en la costa de Maine, y los acontecimientos de su infancia se han convertido en un recuerdo vago. Sin embargo, en arcones de su desván se ocultan vestigios de un pasado turbulento.

Molly Ayer, una joven de diecisiete años, sabe que cumplir con un servicio a la comunidad ayudando a una anciana viuda a ordenar sus trastos es lo único que puede salvarla de terminar en un centro de menores. Pero a medida que Molly ayuda a Vivian a revisar sus recuerdos y posesiones, descubre que ambas tienen mucho en común. Molly, una india Penobscot que ha pasado su adolescencia entrando y saliendo de casas de acogida, también ha sido educada por desconocidos y tiene preguntas sobre su pasado de las que aún no ha obtenido respuesta".


MIS IMPRESIONES

Christina Baker Kline nos cuenta esta historia, basada en hechos reales, a través de dos líneas argumentales. Una que comienza en 1929 y otra que transcurre en 2011. 

La historia que comienza en 1929 nos cuenta la historia de Niamh, una niña que sale con sus padres y hermanos de Irlanda rumbo a Estados Unidos buscando una vida mejor. Pero cuando llegan a su destino las cosas no son tan fáciles y su vida se complica. Termina formando parte de los llamados "trenes de huérfanos".

Molly es la protagonista de los hechos que tienen lugar en 2011. Molly perdió a su padre en un accidente, pero su madre nunca ha estado en condiciones de hacerse cargo de ella, por lo que podría considerarse que "técnicamente" es huérfana. Las cosas no le han resultado nunca fáciles y ha ido pasando por diversas familias de acogida en las que nunca ha terminado de encajar. En la que está en este momento su situación no es nada cómoda y su rebeldía tampoco ayuda.

A lo largo de la novela, mediante estas dos líneas argumentales que se van entremezclando sin orden a través de capítulos cortos, vamos a ir conociendo a estas dos muchachas, y tanto nosotros como ellas mismas, descubriendo que sus vidas tienen mucho más en común de lo que a primera vista se podría pensar.

Una narración que a través de las palabras que vamos leyendo en algunos momentos destila y transmite una profunda tristeza. No es fácil desde nuestras cómodas vidas ser totalmente consciente de lo que este episodio de la historia de Estados Unidos pudo suponer para estos niños, lo que pudieron sufrir en la mayoría de los casos, ya que muchos de los adoptantes no buscaban más que mano de obra barata o gratuita que se ocuparan de los trabajos más desagradables, los que nadie quería hacer, suponiendo a quien los adoptaban el menor gasto posible (o nulo), y desatendiendo a las obligaciones que adquirían como la educación de estos niños.

En realidad en muchos casos esas familias no los querían para que formaran parte de ella, no les importaba su educación, su alimentación, tampoco era raro que fueran maltratados propiciándoles en ocasiones, un trato igual o incluso peor que a los animales. Tampoco era raro que les despojaran de algo tan personal como su nombre, cambiándoselo por otro que les gustara más.

Nos vamos a encontrar unos personajes muy bien dibujados, sobre todo en lo que se refiere a sus dos protagonistas, aunque seguramente vamos a empatizar mucho más con Niamh (o Doroty o Vivian que a ella también le cambiaron el nombre varias veces), ya que la autora le da voz propia, encontrándonos los capítulos que se desarrollan entre los años 1929 y 1943 narrados en primera persona, lo que la hace que la sintamos mucho más cercana a nosotros.

Sin embargo en la línea argumental que tiene lugar en 2011 y que tiene por protagonista a Molly, es un narrador omnisciente el encargado, en tercera persona, de relatarnos lo que acontece. Para mi esta línea tiene menos fuerza que la anterior.

En muchas ocasiones se habla de lo difícil que es encontrar un equilibrio cuando se utilizan dos líneas argumentales, sin que una prevalezca sobre la otra, y creo que esta novela es un ejemplo de ello. Yo me he visto más atrapada por una que por la otra.

Es fácil sumergirse en esta novela. El lenguaje es sencillo, la historia es conmovedora, los personajes son muy reales, con sus luces y sus sombras, eso sin contar con la curiosidad que supone adentrarnos en unos hechos históricos, en los que está basada la novela, totalmente desconocidos en mi caso.

Sin lugar a dudas es una novela que recomiendo, como parece que ya han hecho otros muchos lectores tanto aquí como en otros países. por lo que nos cuenta y por como lo cuenta. Una loa a la esperanza, a la libertad, a la superación, a las ganas de vivir y al amor.


FICHA DEL LIBRO (Ediciones B)

PRIMERAS PÁGINAS (Ediciones B)





lunes, 19 de enero de 2015

28 DIAS - David Safier


Aunque yo particularmente no he leído todas las novelas de David Safier (creo recordar que sólo le leído las tres primeras) Beatriz si lo ha hecho, y la nota dominante en todas ellas es el humor. 

Es cierto que, además de humor, en sus novelas y entre todas esas situaciones disparatadas que nos propone, siempre se puede sacar una moraleja, pero hasta el momento ninguna de ellas era lo que llamaríamos "una novela seria", por eso cuando tuve conocimiento de la nueva obra del autor, tan diferente a todo lo anterior, sentí mucha curiosidad sobre lo que nos podíamos encontrar en ella.

EL AUTOR

Nació en Bremen en 1966. Se dio a conocer como guionista de series de televisión de éxito como Mein Leben und Ich («Mivida y yo»), Nikola y Berlin, Berlin. Ha sido galardonado con el Premio Grimme y el Premio TV en Alemania, y con un Emmy en Estados Unidos. Vive y trabaja en Bremen. Maldito karma (Seix Barral, 2009), su primera novela, ha sido un éxito internacional en todo el mundo y lleva más de treinta ediciones en español. Jesús me quiere (Seix Barral, 2010) y Yo, mi, me... contigo (Seix Barral, 2011) lo han confirmado como uno de los autores más divertidos y alentadores del panorama literario actual: «Ni Platón ni Prozac: David Safier propone carcajadas para los malos tiempos», La Vanguardia. Sus novelas han vendido tres millones de ejemplares en Alemania y están en vías de publicación en veintinueve países. En reconocimiento a su éxito en España, los libreros de Bilbao le han otorgado la Pluma de Plata. Una familia feliz (Seix Barral, 2012) será convertida próximamente en una película de animación.

ARGUMENTO

"Varsovia 1943: Mira, una chica de 16 años, sobrevive como puede en el gueto de Varsovia dedicándose al contrabando de alimentos. Su único objetivo es proteger a su hermana pequeña, Hanna. Cuando empiezan a deportar a los habitantes del gueto a los campos de concentración, Mira se une a la Resistencia. Junto con otros compañeros consiguen hacer frente a las SS mucho más tiempo de lo imaginado. 28 días. 28 días en los que Mira experimentará la traición, el sufrimiento y la felicidad.

28 días para vivir toda una vida.
28 días para descubrir el amor verdadero.
28 días para convertirse en una leyenda.
28 días para contestar la mayor de las preguntas: ¿qué clase de persona quieres ser?"

MIS IMPRESIONES

Cuando leí la sinopsis de la nueva novela de David Safier, como ya he dicho, sentí mucha curiosidad sobre si alguien que nos tenía acostumbrados a esas novelas tan disparatadas podría salir airoso en esta nueva faceta en la que se había embarcado.

Después de haber leído 28 días David Safier no sólo no me ha defraudado en absoluto sino me ha gustado mucho en este nuevo camino que ha tomado y me ha quedado claro que lo mismo que sabe hacernos reír o sonreír desde las páginas de un libro, también sabe emocionarnos, y ¡¡de qué manera!!.

Después de leídas unas pocas páginas  ya intuí que Safier, con esta historia ambientada en el gueto de Varsovia y con sus personajes, iba a ser capaz de conmoverme y emocionarme, que iba a tratarse de una de esas lecturas que tanto me gustan, y no me equivoqué.

Basándose en hechos reales, aunque sus personajes sean inventados, David Safier logra de una manera impresionante reflejar como fue la vida del gueto y consigue sumergirnos en su ambiente como si nosotros también estuviésemos viviendo en él. Nos vemos inmersos en esa atmósfera asfixiante y nos transmite extraordinariamente la falta de libertad; el miedo; el modo en que cada día se iban recrudeciendo las medidas que se tomaban contra los que allí vivían; la dureza con la que transcurría la vida de los habitantes del gueto; la falta de lo más elemental; como poco a poco se iba produciendo lo que desde el principio pretendían los alemanes, exterminar a todos los que allí vivían utilizando toda clase de engaños para que entre ellos mismos se delataran; como una madre es capaz de sacrificar a su hijo para salvarse ella o como miembros de la misma se denunciaban pretendiendo con ello librarse del campo de concentración o la muerte.

Además, los habitantes del gueto que en un primer momento creían que sus únicos enemigos eran los alemanes y las SS, pronto descubrirán que a los polacos tampoco les importan y no les prestarán ninguna ayuda, pero no sólo eso, es que no los quieren, los rechazan  y que si malo es ser judío podría decirse que ser polaco judío es todavía peor. En este punto esta novela me recordó mucho a  El puente invisible, de Julie Orringer, y lo que en esta novela se contaba sobre la situación de los judíos en Hungría durante y después de la invasión nazi.

Pero no sólo vamos a encontrar desolación y tristeza, también vamos a descubrir en estas páginas un mensaje de esperanza. Como el ser humano en situaciones extremas es capaz de todo lo peor, pero también de todo lo mejor, como hay personas que están dispuestas a fomentar en otros la esperanza, a luchar, a sacarificarse por los demás, a no dejarse vencer, al heroismo, a luchar por la justicia, a arriesgar su vida por ayudar a los demás.

Tan importante es lo que nos cuenta como la manera en que lo hace.

Con una prosa sencilla, amena, utilizando capítulos cortos y dando a Mira la palabra para que en primera persona nos relate la historia. Una historia llena de sensibilidad que nos hará emocionarnos.

Si es difícil no empatizar con un personaje que cuenta en primera persona lo que le sucede personalmente y lo que acontece a su alrededor, en este caso resulta imposible no hacerlo con Mira, una chiquilla de 16 años que se ha convertido en adulta a causa de las duras circunstancias que le ha tocado vivir.

Mira es un personaje del que es fácil enamorarse y sufrir con ella. Sentimos con ella sus miedos, sus temores, sus ansias de vivir, sus esperanzas, sus dilemas. Es uno de esos maravillosos personajes que se quedan con nosotros una vez terminada la novela, que calan en el lector.

Este es otro de los puntos fuertes de la novela: sus personajes. Son personajes llenos de sensibilidad, muy reales, reflejando la manera en que cada uno de ellos afronta los momentos que les ha tocado vivir, sus caracteres, sus miedos, y cómo van evolucionando.

Está claro que David Safier me ha convencido y que ha creado una gran novela muy lejana en cuanto a género a lo que nos tenía acostumbrados. Por eso a los que os gusta Safier os animo a que leáis sin miedo esta nueva novela porque no os va a defraudar, y a los que quizás no os convencieran sus anteriores novelas os recomiendo que le deis una oportunidad a esta novela, porque logra sacar lo mejor de un buen escritor y no os arrepentiréis de haberlo hecho.


sábado, 25 de octubre de 2014

PRIM. EL ASESINATO DE LA CALLE DEL TURCO - Nacho Faerna


Hace unas semanas recibimos un correo en el que nos ofrecían, si estábamos interesadas, dos ejemplares de esta novela, uno para sortearlo y otro para nosotras.

Entre que se trataba de una novela sobre un hecho histórico, género que me encanta, y que nos gusta organizar sorteos que premien a nuestros seguidores, no nos lo pensamos mucho y enseguida dijimos que sí.

Así que nos pusimos manos a la obra y enseguida organizamos aquel sorteo del que a los pocos días tuvimos ganador. Sabemos que ya recibió el ejemplar así que ya sólo nos queda desearle que disfrute de esta novela tanto como yo he disfrutado.

EL AUTOR

Nacho Faerna nació en Madrid en 1967. Es escritor y guionista de cine y televisión, y autor de las novelas Quieto (finalista del Premio Tigre Juan 2001) y Bendita democracia americana (2004), y del libro para niños Olvídate de subir a los árboles (2004). 

Guionista de La madre (Goya al Mejor Cortometraje de Ficción de 1996) y del largometraje La mujer más fea del mundo (1999). Entre sus trabajos para televisión destacan las series Amar en tiempos revueltos, El Comisario, La Fuga y las miniseries La piel azul y El asesinato de Carrero Blanco. 

Actualmente dirige el área de Ficción de la productora SHINE IBERIA, donde se ha encargado del guión y de la producción ejecutiva de la película para televisión Prim. El asesinato de la calle del Turco.

ARGUMENTO

"El 27 de diciembre de 1870, en medio de una espesa nevada, una banda de desconocidos tirotea al general Prim en su carruaje provocándole las heridas que le causarían la muerte. 

La desaparición del héroe de La Gloriosa, el hombre que había conseguido la restitución monárquica en la persona de Amadeo de Saboya, deja a la nación en suspenso. ¿Quién había sido el responsable del atentado? 

En busca de respuestas, un joven periodista, un tal Benito Pérez Galdós, que acaba de publicar su primera novela, investiga en un Madrid atravesado por el miedo del pueblo y las conspiraciones de los palacios".


MIS IMPRESIONES

Ya he dicho que me gustan las novelas históricas, pero después de ir a un encuentro con el autor en el que nos contó algunas cosas sobre la novela y sobre la serie de televisión de la que nace la misma, que se emitirá por TVE, estaba deseando leerla.

Pero vamos por partes.

La novela comienza con un duelo que tiene lugar en Carabanchel entre Don Enrique de Borbón-Dos Sicilias y Don Antonio de Orleans, duque de Montpensier, que puede complicar, todavía más, la situación delicada que vive la política española en ese momento. Un duelo del que dos jóvenes periodistas (Pérez Galdós y Bravo), intentan cubrir la noticia sin ser vistos, gracias a un chivatazo. 

En PRIM. El asesinato de la calle del Turco vamos a asistir al misterio, todavía hoy sin resolver, que rodea la muerte del general Prim y vamos a ser testigos de los enredos y conspiraciones políticas que tienen lugar en esos difíciles momentos en España, en los que Prim quiere establecer un régimen con una monarquía parlamentaria aprobada en las Cortes, con la que no todos están de acuerdo ni en cuanto a la forma ni en cuanto a quien debe ocupar la corona.

Nacho Faerna ha sabido reflejar muy bien y con claridad, los acontecimientos que vive la sociedad española en esos difíciles y convulsos momentos.

Cierto es que, en algunos pasajes, debido a la cantidad de personajes que intervienen en la trama y las relaciones que tienen entre ellos, puede parecer que se crea un poco de confusión, pero los personajes están tan bien reflejados, tanto por como están descritos como por los diálogos, que esta sensación es sólo una ilusión.

De la lectura de la novela es fácil imaginarse a Galdós, Bravo, Prim, Serrano, Pastor, Moya y Montpensier, entre otros, pero no quiero dejar de mencionar a tres personajes femeninos que a mi me han enamorado: Clara, Josefa y Doña Encarna, unas mujeres luchadoras, fuertes, que no lo han tenido fácil, y a la vez con una personalidad tierna, afable.

Pero aunque todo gire en torno a los hechos históricos, la novela de Nacho Faerna es mucho más, ya que junto Benito Pérez Galdós, el joven periodista que está haciendo sus pinitos como novelista y del que durante la narración vamos a asistir a la publicación de su primera novela, La Fontana de Oro, participaremos de la vida de la sociedad madrileña y de como se vivieron los hechos que tuvieron lugar en Madrid durante aquellos días.

Siempre disfruto con las novelas que se desarrollan en Madrid y todavía más, si nos trasladamos al Madrid de otra época. Me gusta imaginar como eran sus calles, sus comercios y la vida que tenía lugar en ellas. En PRIM. El asesinato de la calle del Turco he disfrutado de ese Madrid de la última mitad del Siglo XIX, me he visto transportada a sus calles, a sus tabernas, a sus comercios, a esa barriada de las Injurias donde había tanta miseria, etc., que tan bien ha sabido plasmar Nacho Faerna. Es fácil situarte y reconocer las calles y los lugares de los que nos habla en la novela (aunque hoy en día no conserven los mismos nombres o no existan como eran entonces), y acompañar a los personajes en los recorridos que realizan.

Nacho Faerna, además, realiza una crónica de algunos acontecimientos que los madrileños pudieron vivir esos días. Asistiremos a la inauguración del Café Fornos y seremos invitados privilegiados, iremos a la Casa de Fieras en el Retiro Madrileño y conoceremos al elefante Pizarro y su historia, también sabremos del inicio de las obras del Mercado de la Cebada y del de Los Mostenses, tomar un café en el Café de Correos, comprar un bastón en Casa de Diego en la Puerta del Sol, acompañaremos a Pérez Galdós al Ateneo en una ubicación anterior a la que tiene en la actualidad, compartiremos cómo era la vida en Madrid donde sus habitantes sufrían una crisis económica que llevaba acarreada una falta de trabajo que obligaba a parte de sus habitantes a vivir en la miseria, a cuánto ascendía un jornal, lo que costaba el alquiler de la buhardilla cochambrosa o el precio de dos libras y media de pan,o el retrato de las lavanderas en el puente de los Franceses y hasta se hará eco del eclipse.

En estos y otros detalles se nota la amplia labor de documentación que el autor ha llevado a cabo no sólo en cuanto al momento político e histórico que se vivía y a los hechos a los que se refiere la novela, sino también en cuanto a todo lo cotidiano de la sociedad madrileña, plasmando toda la información sin abrumar al lector, incorporándola naturalmente.

PRIM. El asesinato de la calle del Turco es una novela de lectura muy amena, agilizada por abundantes diálogos, con un estilo muy cinematográfico y un lenguaje muy cuidado, utilizando términos o expresiones de la época (como dormir "bajo el angel"), que añaden un plus a la lectura y en ningún momento dificultan en el ritmo de la lectura.

En el encuentro con el autor este nos comentó que en la versión que se ha hecho para televisión vamos a encontrar cosas que no están en la novela y en ésta algunas que no están en la primera, así que después de haber leído PRIM. El asesinato de la calle del Turco sólo me queda ver la versión que se ha hecho para la televisión.





miércoles, 14 de mayo de 2014

DÍAS DE CHAMPÁN - Rafel Nadal



Hay veces que te encuentras con libros a los que no puedes resistirte. Piensas en todas las lecturas que tienes pendientes y en lo que supone añadir otro título más a tu estanteria y no saber cuando vas a poder leerlo. 

Sigues intentando resistirte pero hay una fuerza mayor que te atrae y el libro acaba en tu casa. Lo dejas en la estantería pensando en que ya lo leerás, pero termina metiéndose en medio de lecturas que tenías pendientes desde hace mucho tiempo, acaba por ganarles el terreno y no sabes el motivo, pero ha sucedido y lo tienes entre las manos, estás inmersa en su lectura.

Eso es lo que me ha pasado a mi con este libro: Días de champán.

EL AUTOR


Rafel Nadal i Farreras nació en Girona, en 1954.

Es periodista. Escribe en La Vanguardia y también colabora habitualmente en RAC1, TV3, 8TV. Ha trabajado en los principales diarios del país y ocupado diferentes cargos de responsabilidad en empresas editoras y grupos de comunicación. Fue director de El Periódico de Catalunya en el período 2006-2010, durante el cual la publicación recibió, entre otros, el Premio Nacional de Comunicación (2008), el premio al mejor diario de Europa del European Newspaper Congress (2008), el premio a la mejor portada del año de la Society for News Design (2007) y el premio al mejor diseño de España y Portugal de la SND (2007).

Es autor de Los mandarines (Ariel, 2011), un libro de retratos sobre el poder. Con Quan érem feliços ganó el Premio Josep Pla 2012, que obtuvo una magnífica acogida entre el público.


ARGUMENTO

"Con apenas dieciséis años, Francisco Oller se ve obligado a emigrar a Francia, donde tras mucho esfuerzo acabará creando una potentísima industria de tapones de corcho quesuministrará a los mayores fabricantes mundiales de champán. En el corazón de la Champaña criará a cuatro hijos de fuertes personalidades: Angèle, la valiente; Hélène, la rebelde; Louis, el insatisfecho, e Yvonne, la misteriosa. 


Con una prosa rica y evocadora, Rafel Nadal construye una apasionante saga familiar que transita por los cien años más convulsos de la historia de Europa: la Primera Guerra Mundial, el crac del 29, la Guerra Civil, la Segunda Guerra Mundial y el renacimiento europeo de la posguerra. Una gran historia de superación, amor, odio, traición, éxitos y fracasos dentro del glamuroso universo del champán".

MIS IMPRESIONES

Desde el primer momento sentí mucha curiosidad por este libro. Tenía varios puntos que la hacían atractiva: lo que dejaba entrever su sinopsis, una saga familiar y un argumento con un tema que se me antojaba curioso y que nunca había encontrado en una novela.

Rafel Nadal comienza la novela con un prólogo en el que nos hace partícipes de ciertos momentos familiares, como esa comida de los sábados en la que Jaume, el abogado de la familia, hace partícipe al resto de que "los franceses", como ellos denominan a esa rama familiar, se han hecho con el control de la fábrica; o cómo es el momento en que les obligan que abandonar la fábrica y sus puestos al frente de la misma y devolverles las llaves y las tarjetas de crédito y "hasta el coche" y que "los franceses" utilizarán para humillarles; o cómo es el momento en que recuperan los documentos familiares de la caja del Deutche Bank, porque hay algo que no están dispuestos a entregar a "los franceses", algo que tiene quizás mayor valor por no ser material, sino sentimental, que son, entre otras cosas, dos sobres que contienen toda la historia de la familia.

A partir de esos sobres y de toda la historia oral que ha podido recoger de su familia, Rafael Nadal va a adentarnos en la historia familiar de una de las más potentes industrias de corcho que suministraba sus tapones a los mayores y mejores fabricantes mundiales de champán. La historia de su familia.

Vamos a acompañar a Francisco Oller en su viaje a Francia donde se establecerá. Seremos partícipes de la creación de su empresa, del crecimiento de la misma, sorteando momentos tan difíciles como las dos Guerras Mundiales o la Guerra Civil Española. Conoceremos la vida de su familia y el desarrollo de la misma, su concepto del negocio y como trata de inculcar una serie de valores en sus hijos. Unos valores que no todos asimilarán y aceptarán de la misma manera ni en el mismo momento, y como alguno de ellos caerá en las mismas actitudes que reprochaba a su padre. También veremos como lo principal para Francisco Oller es su empresa y las decisiones que tiene que tomar en relación a ella y la gran visión que tiene para los negocios.

También asistiremos a las luchas por el poder y el control de la empresa, una vez muerto el fundador. Unas luchas que no son ajenas a este tipo de empresas familiares y donde no siempre prima el bien de la empresa.

Me ha parecido una historia muy interesante tanto por todos los hechos y la época en la que se desarrollan, como por el total desconocimiento que yo tenía de esta industria, y aunque el autor no se explaya en demasía, cosa que es de agradecer, en cómo es ese negocio, nos introduce en él lo suficiente para que tengamos una idea bastante clara de como es y cómo funciona. Además también nos aporta algunas curiosidades que la hacen todavía más atractiva.

En cuanto a los personajes, si bien al principio me parecían bastante fríos, distantes con el lector (quizás porque el autor quería así reflejar la personalidad de los protagonistas), y hasta diría que les faltaba alma, después me he ido haciendo a ellos y no me era tan patente esta sensación. En cualquier caso, y sobre todo en los que más profundiza, bajo mi punto de vista están muy bien dibujados ya que no nos será nada difícil tener una idea clara y precisa de como son y en algunos de ellos la evolución de la personalidad se nota claramente.

La novela consta de dos partes, un prólogo y un epílogo divididos en capítulos cortos que agilizan mucho la lectura. La prosa es rica, evocadora, fluida.

Días de champán tiene todos los ingredientes para que te guste, sobre todo si están entre tus favoritas las novelas de sagas familiares y las que tienen un trasfondo histórico, ya que se combinan ambas, recogiéndose algunos momentos históricos que vivió la familia Oller como la invasión del ejercito alemán de la ciudad de Reims durante la Primera Guerra Mundial y el bombardeo y asedio que sufrió durante la Segunda, entre otros. Aunque no os asustéis porque el autor da los detalles suficientes para que nos hagamos una idea de como fueron estos momentos, pero no se excede en detalles aburridos.

Tengo que reconocer que durante la primera parte, aunque la novela tenía todos los ingredientes para ser interesante y que el autor había sembrado en nosotros la semilla que nos hacía querer saber como se había llegado a la situación que había dado lugar al desembarco de "los franceses" en la fábrica de Cassá, no terminaba de atraparme, posiblemente mucho tuviera que ver lo que he comentado anteriormente de la frialdad de los personajes que no terminaban de calar en mí. Pero de pronto, hubo un punto de inflexión en mi lectura, no puedo decir si se debió a mi, a algún pequeño cambio en los personajes, a la historia, o hasta puede que al autor, pero empecé a ver la novela con otros ojos y aunque no puedo decir que vaya a ser una de esas novelas inolvidables, que recomendaré con los ojos cerrados y que pasarán a los primeros puestos de mi lista de favoritas, si puedo decir que es una lectura que me ha gustado, que me ha entretenido, con la que he aprendido algunas cosas y he pasado buenos ratos.


jueves, 24 de abril de 2014

APACHES - MIGUEL SAEZ CARRAL





Reconozco que cuando me llegó este libro entre las novedades de Planeta no me llamó la atención. 

Al contrario que a otras personas con las que hablado posteriormente y a las que desde el principio tanto el título como la portada les encandilaron, a mi, en esta ocasión, no me pasó lo mismo. Sin embargo, gracias a un dossier de prensa más extenso y a la insistencia de Isabel, que pocas veces nos recomienda cosas que luego no nos gustan, me empezó a llamar poco a poco más atención y, cuando me enteré de que era una historia real ya no me quedó ninguna duda de que lo tenía que leer, ya que ésto por lo general sí que lo hace para mi totalmente atractivo.


Ahora, doy gracias a ese dossier, a todos los que insistieron y al encuentro al que asistimos con el autor, que hizo que adelantara la lectura de este libro en la larga cola que tengo esperando ya que no sólo no me ha defraudado sino que puedo decir que ha sido de los libros que más me ha gustado, enganchado y emocionado en los últimos años.


EL AUTOR
Miguel Sáez Carral nace en Madrid en 1968. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense e inició su carrera como redactor de la agencia Efe para trabajar después en otros medios de comunicación.


Abandona más tarde el periodismo para dedicarse a la creación de guiones. Guionista de media docena de series de éxito, además, ha sido jefe de guion de Al salir de clase, responsable de la adaptación, jefe de guion y argumento de Sin tetas no hay paraíso y creador de Homicidios

Con su labor ha ganado todos los premios de su profesión, entre ellos el TP de Oro y el Ondas.

Apaches es su primera novela.


EL ARGUMENTO
"En esta novela suceden acontecimientos que uno jamás querría protagonizar, pero están basados en hechos reales. Su lectura es hipnótica. Su factura excelente, su historia increíble.



La familia de Miguel sufre un revés inesperado: después de la muerte de su madre, el padre pierde el control de su vida y es estafado por sus socios. En un intento por salvar la economía familiar, se endeuda hasta llevar a todos los miembros a una situación límite en la que pierden la casa, ven embargadas sus nóminas y la cárcel se abre ante sus ojos como un horizonte real. Desesperado, Miguel decide salvar a los suyos aunque le cueste la vida, tal y como le enseñó su padre. Vuelve al barrio en el que nació y, junto a su amigo Sastre, se sumerge en una espiral de robos, asaltos y asesinatos. Cuando todo cobra un nuevo orden, aparece Carol, la amante del amo del barrio, la mujer de la que se enamora y pone en peligro todo aquello por lo que Miguel ha luchado".


MIS IMPRESIONES

Como os he dicho, igual que al principio fue un libro no me llamó la atención, después, mi interés fue aumentando y cada vez lo iba cogiendo con más ganas y estaba deseando poder seguir leyendo.

Hay que reconocer, que da igual con las ganas que lo comiences porque enseguida te sentirás atrapado por él. Es un libro con una trama que engancha desde el minuto uno, con un ritmo tan ágil y una escritura tan cercana que te hace meterte en sus páginas y devorarlo como si de tu serie favorita se tratara.

No os desvelo nada si os cuento que el libro comienza relatándonos cómo se desencadena toda la historia de la que va a tratar, y es que todo comienza con la muerte de la madre de Miguel. Una mujer, según nos cuentan, que siempre había protegido a su familia por encima de todas cosas, la que había tirado de la vida de todos y había sido la cabeza de familia. Con su muerte y la posterior "depresión" del padre de Miguel empiezan todos los problemas. El padre de Miguel ocultará que le han estafado y que deben mucho dinero en forma de deudas a bancos, proveedores o personas particulares. Cuando el padre ya no tiene puertas donde llamar, se acerca el vencimiento de la fecha de pago de las deudas y los intereses de ellas van aumentando, la familia se enterará que está metida hasta el cuello en una situación de no retorno de la que hasta el momento ninguno de los tres hermanos tenía ni idea.

En esta novela nos vamos a encontrar varias cosas que me han gustado mucho.

Por una parte los personajes. Creo que son lo mejor de la novela. Unos personajes muy bien dibujados, en los que en el caso de alguno de ellos se ve una gran evolución, en los que los sentimientos están a flor de piel y que pasan por un montón de etapas, que te hacen sufrir y reír con ellos y sobretodo, quererlos hagan lo que hagan.

Creo que Miguel es capaz de hacernos empatizar muy bien con cualquiera de los personajes. Es capaz de que vayas con los "malos", que quieras que triunfen, que no les pillen y sobretodo es capaz de hacernos comprender, entender y hasta "compartir" las razones que tiene para hacer lo que hace. Me ha sorprendido mucho y gratamente la capacidad de transmitir que tiene el autor, la facilidad con la que te metes en la piel de los personajes, sin duda fruto del trabajo que ha efectuado en la descripción de cada una de las situaciones que ha vivido en primera persona. Además, tiene que haber sido para él un trabajo muy duro emocionalmente, ya que se trata de describirse a sí mismo y a la gente a la que más quiere, con lo bueno pero también con lo malo, para llegar a hacernos comprender cómo son y lo que sienten cada una de esas personas en cada situación que vive, en muchos casos situaciones límite.

Dado que es una parte tan fundamental del libro no podemos dejar de hablar, en concreto, de alguno de los personajes de la historia.

Miguel, el autor y protagonista de la novela. Es periodista, y en el comienzo de la novela vive con su novia, con la que tiene una relación estable. Pero, con los acontecimientos que se le vienen encima verá que su vida se tambalea, que necesita ayudar a su padre y sobretodo devolverle así todo lo que ha hecho por él en la vida, y que está dispuesto a todo para tomar las riendas de la familia y sacarla de la situación en la que se encuentra, y quién no lo comprenda tendrá que quedarse en el camino.

La situación de la familia, hará que Miguel se meta en una serie de delitos, tanto para saldar las deudas como para "hacer justicia", que empezarán a desmoronar su vida por completo. Volverá con sus antiguas amistades del barrio siendo éstas unas personas con las que ninguno de nuestros padres querría vernos cerca. Esto nos habrá ver las dos caras de Miguel. La de un Miguel que puede ser como cada uno de nosotros, con su vida estable y una situación más o menos cómoda y la de un Miguel que vive una situación límite en la que ninguno de nosotros sabríamos cómo actuaríamos antes de vernos metida en ella.

Miguel es uno de los personajes en los que vamos a ver una evolución brutal. Igual que al principio tiene claro que vuelve al barrio por el tiempo justo para sacar a su familia adelante, que su vida no está allí, poco a poco se irá dando cuenta de que en cierto modo echa de menos lo que dejó atrás, que le gusta lo que vive con la gente con la que años atrás compartía tantas horas y de que él necesita a esa gente, pero esa gente también le necesita a él.

Otro de los personajes principales, muy vinculado a Miguel, es Sastre. Sastre es el amigo de toda la vida de Miguel, una persona que desde niño se ha metido en peleas, ha cometido robos y se ha tomado la justicia por su mano cuando lo ha considerado necesario. A pesar de que hace años que no tienen el contacto que tenían, en cuanto Miguel le pide que le eche una mano Sastre no duda en hacerlo y es que Sastre también debe mucho a Miguel debido a lo que hizó por él su familia cuando eran niños.

Aunque entre Sastre y Miguel vamos a vivir todo tipo de momentos: broncas, risas, peleas, compañerismo, sobretodo, a lo largo de todo el libro veremos una gran fidelidad y lealtad entre ellos, el sentido que tiene la amistad de verdad, la amistad con todas las letras.

Sin duda no podemos dejar de nombrar a Carol, una chica que conocen de toda la vida pero que en cierto momento desapareció del barrio y de la que Miguel no sabía que había vuelto hasta que se la encuentra por casualidad. Miguel guarda buen recuerdo de ella, pero lo que no sabe es que ahora es la amante del amo del barrio, además de la chica que desestabilizará todos sus planes.

Miguel tendrá que valorar si están por encima sus sentimientos hacia ella o seguir intentando salvar a su familia y nadie se lo pondrá fácil ya que no obtendrá el apoyo ni siquiera de su gran amigo Sastre.

La evolución de Carol también es notable a lo largo del libro y es que si bien al principio tiene muy claras sus intenciones, veremos como poco a poco su muro se va cayendo, conoceremos su historia, dejará lugar a los sentimientos, para posteriormente volver a dejar que la cabeza sea la que supere al corazón.

Podría seguir hablando de los personajes y es que creo que cada uno de ellos merece un análisis completo: el Chatarrero y sus negocios; Teresa, la hermana mayor de Miguel, que si bien le puede la cabeza también es consciente de que no hay otra salida más que la que ha buscado Miguel; Vicky (la hermana pequeña de Miguel) casi siempre mediadora entre todos los miembros de la familia; y por supuesto, Boris, el Dela, Miranda, la Asun y toda la banda con la que nos sentiremos partícipes de todas sus reuniones.

Y, por supuesto, el padre de Miguel, con su vergüenza por haber llevado a su familia a la ruina además de haberla mentido durante tanto tiempo, que si bien no es un protagonista demasiado activo en la novela es el eje principal de la misma. A lo largo de la historia el autor nos dejará muy patente en amor se profesan padre e hijo.

Si decía que uno de los puntos fuertes de la novela son los personajes, el otro sin duda son las localizaciones. Nunca unas localizaciones, a priori nada llamativas, me habían hecho meterme tanto en la trama. Y es que a la trama, le faltaría algo sin un escenario tan bien descrito como el que nos ofrece el autor.

El barrio de Miguel es Tetuán, y hay unas descripciones tan bien construidas de cada uno de los lugares que pisa Miguel que es muy fácil imaginarte, como si estuvieras viendo una serie, por donde se están moviendo cada uno de los personajes de la novela.

He visualizado con mucha facilidad la casa de Carol, en un buen barrio, el patio de la abuela de la casa del Dela, donde se reúnen los amigos para hacer los planes, el almacén del Chatarrero, el taller del padre de Miguel....

Sin embargo, no son para nada unas descripciones pesadas, son unas descripciones claras, directas, que sin que te des cuenta de que lo son te están dando una imagen perfecta de la historia, de la trama y de dónde transcurre todo, te están metiendo hasta tal punto que te hacen sentir como un espectador más de la escena que está transcurriendo.

Por supuesto la trama es sin duda lo fundamental de la novela y no podemos restarle importancia. Creo que el hecho de que sea una historia real, aunque tenga matices de ficción, es algo que nos hace sentirla un poco más, y quizá conocer al autor me ha hecho sumergirme más aún en ella, pero es una historia que desgarra por lo desoladora que es desde el minuto uno, una historia en la que los personajes sufren mucho.

Sin embargo, no está contada de una manera en la que parezca una historia triste, de venganza o que produzca compasión, sino que está contada desde un plano de la valentía de una persona que ve que no tiene tiempo de compadecerse o de buscar culpables, sino que sabe que lo único que puede hacer es buscar soluciones. Yo creo que esto hace que, aunque sea una historia triste, como ya he dicho, en ningún momento nos de esta impresión. Yo, si tuviera que describirla ahora mismo, diría que es una historia de valientes, de superación, de amistad, de amor y en definitiva de sentimientos, pero no de sentimientos al uso, sino que, en medio de una trama trepidante, se entremezclan un montón de sensaciones que sin que te des cuenta se te meten dentro y que cuando acabas el libro te cuesta mucho deshacerte y despedirte de los personajes porque los has llegado a querer y te gustaría saber cuáles van a ser sus siguientes pasos.

Otra de las cosas que me sorprendió fue el final de la novela, cuando a falta de 60 paginas ves que todo "ha terminado" y dices ¿qué más puede pasar? y pasa, vaya que si pasa. Ese tramo final de la novela me lo tuve que leer del tirón, y es que ahí ya sí que no te puedes despegar del libro y tienes el sentimiento encontrado de que necesitas acabar pero no quieres que se termine porque no quieres despedirte de esos personajes y sus historias.

Sin duda es una novela que te dejará poso, de la que no podrás deshacerte en varios días y que recomendarás a todo el mundo, igual que yo os la recomiendo ahora.

Gracias Miguel por compartir tu historia con todos nosotros.

FICHA DEL LIBRO

lunes, 24 de febrero de 2014

LA ESTEPA INFINITA - Esther Hautzig



Pese a tratar sobre un tema del que me gusta leer, no se trata de un libro que me haya llamado la atención desde las estanterías de las librerías, y eso que después de intentar echar un vistazo por las páginas de internet para hacerme una idea, he visto que es un libro bastante elogiado (y, después de haberlo leído no me extraña), y si no hubiese sido porque me lo recomendó una persona con la que suelo coincidir en gustos, quizás no hubiese pasado jamás por mis manos, ya que ni el título ni la portada hubieran conseguido que a simple vista me fijara en él. Además, el nombre de la autora tampoco me era conocido.

Indudablemente estar editado por Salamandra es una garantía, pero hasta este detalle creo que me hubiese pasado desapercibido.

LA AUTORA


Esther Hautzig es una escritora polaca, de origen judío, que nació en Vilna en 1930, desde donde fue deportada a Rubstoysk (Sibería) por un período de 5 años (período relatado en esta novela), cuando entraron en su país las tropas soviéticas.

Tras ser liberada vuelve a Polonia, después viaja a Suecia y por último se traslada a Nueva York, ciudad en la que murió en noviembre de 2009.

Aunque escribió algunos relatos para niños, la obra por la que Esther Hautzig es conocida es precisamente sobre la que versa esta opinión La Estepa Infinita, que escribió en 1968, y que fue nominada al National Book Award al año siguiente, y por la que recibió numerosos premios, entre los que se encuentran el Lewis Carroll Shelf Award, Jane Adams Children’s Book Award, o el Prix du Livre pour la Jeunesse de la Fondation de France, en 1987.


ARGUMENTO

Esther tiene 10 años y vive en Vilda, una ciudad de Polonia, en una casa con un gran jardín alrededor con macizos de flores. Es una casa enorme en la que vive toda su familia: sus padres, sus abuelos paternos, sus tíos, sus primos. Cada uno dispone de su propio apartamento pero las puertas nunca están cerradas.

A Esther no le falta de nada. El nivel económico de su familia es alto, aunque su madre opina que para formar el carácter de una niña rica le conviene ir a una escuela en la que haya niños de todos los niveles económicos.

El orden preside su vida, y tiene todos los días planificados hasta el último minuto con actividades a la salida del colegio: danza, clases de piano, ir a la biblioteca, etc.

Pero un día sus costumbres se verán alteradas y nada volverá a ser lo mismo.

Unos soldados rusos que apuntaban a su padre con una bayoneta llaman a la puerta de su casa y les ordenan que hagan la maleta, que recojan sus cosas que tienen que acompañarles. Después son trasladados en unos camiones, junto a otras personas, a la estación, donde les hacinaron en unos vagones para ganado, en los que emprenderían un viaje del que no sabían la duración, ni el destino.

Tras un viaje inhumano, días más tarde el tren pararía definitivamente en Rubtsovsk, un pueblo minúsculo en medio de la nada, en la Estepa Siberiana.

Allí viviría Esther durante los siguientes cinco años en unas condiciones que jamás se hubiese imaginado.

MIS IMPRESIONES

Según nos cuenta la autora esta novela existe gracias a que Adlai E. Stevenson, político y diplomático estadounidense, que tras visitar Rubtsovsk, publica varios artículos sobre su viaje.

Esther, después de leerlos, decide escribir a Stevenson para contarle lo que ella vivió en Siberia. Stevenson contesta su carta con una sugerencia: “Creo que debería escribir un libro sobre su vida en esa región de la Unión Soviética durante aquellos días tan difíciles de la guerra. Ese libro nos sería mucho más útil que mis artículos. ¡Y seguro que estaría mejor escrito!”.

Por fortuna, Esther se decidió a poner manos a la obra y hacer efectiva esta propuesta. 

Si tuviera que manifestar cual me parece el resultado lo calificaría como un relato que me ha encantado, me ha emocionado y recomiendo.

Después de lo mencionado unos párrafo antes, ya os imaginaréis que “La Estepa Infinita” es un relato autobiográfico de los años que Esther Hautzig vivió, junto con sus compatriotas deportados, en Rubtsovsk. Cómo fue su vida desde que llegó hasta que, por fin, les liberaron. Nos cuenta como fue ese viaje hasta aquel lejano lugar, en que condiciones lo hicieron. Cómo, cuando llegaron, les encomendaron a todos ellos unos trabajos sin tener en cuenta la edad, el sexo o las condiciones físicas en las que se encontraban. Cómo vivieron en una vieja escuela de totalmente vacía, donde todos dormían en el suelo, sin calefacción y con insuficiente comida.

También nos relata cómo después de este primer período se concede a los polacos deportados una anmistía consistente en que podrían vivir en el pueblo y se les asignaría un trabajo remunerado. Cómo aunque mejoró algo su situación y sus trabajos y hasta tuvieron la suerte de encontrar alojamiento en el pueblo compartiendo casa con otras familias, seguían viviendo en unas condiciones en las que jamás se hubiesen imaginado que podrían vivir. Con unos veranos tan calurosos que era costosa la supervivencia y unos inviernos en los que era muy difícil sobrevivir sin el calzado y la ropa adecuadas (aunque en algunos casos hasta esto era insuficiente), y en unas casas, por llamarlas de alguna forma, en las que hasta un vaso de agua se agua se congelaba por la noche; con unas raciones de comida sumamente escasas en las que algo de leche o un huevo era todo un lujo impagable en el mercado; donde cualquier enfermedad era casi imposible curar.

Todo esto nos es relatado en primera persona lo que hace que nos produzca una mayor sensibilidad hacia lo que nos cuenta, que nos sea más cercano, que nos impliquemos más en la historia, logrando que seamos conscientes de cómo se sintió en cada momento, en cada suceso, en cada acontecimiento, porque ella es la verdadera protagonista de los sucesos que nos lo cuenta.

Pero en cambio todo esto que es tan duro y negativo nos lo relata sin ninguna clase de resentimiento o pesimismo, no pretende dar pena, al revés, todo lo veía con optimismo, se podría decir que quiere encontrar el lado bueno de todo lo que allí sucedió, que no había que hundirse, al revés, había que mirar con la cabeza alta, con orgullo, luchar (en la medida en que podían) para que las cosas mejorasen. 

Nos cuenta sucesos de gran sufrimiento en aquel campo de trabajo, aunque no existiera la brutalidad o el exterminio que podría darse en un campo de concentración. De hecho no estaban encerrados y nadie les vigilaba, porque no hacía falta, no había forma de escapar de allí; pero todo esto nos lo relata sin recrearse en su infortunio, como si lo que allí sucediera fueran hechos normales, como si se tratara de lo que les había tocado vivir y no hubiera lugar a quejarse o compadecerse de ellos mismos.

Un relato que nos conmoverá tanto para que en alguna ocasión se nos salte alguna lágrima, pero también en algún momento nos hará sonreír.

Me he encontrado con relato distinto a lo que solemos encontrar. Como ya he dicho no se pierde en divagaciones, es un testimonio directo, contado por una adolescente, en el que utiliza un lenguaje sencillo, pero con unos comentarios que no son tan simples como a primera vista pueden parecer ya que contienen una gran profundidad, y que nos hacen comprender la madurez que ha alcanzado a pesar de su edad. 

El relato usa un tono adecuado a una niña/adolescente de esa edad, que se da cuenta y es consciente de lo que sucede, aunque no sea totalmente capaz de entender el motivo. Además no se recrea en los hechos negativos, como dando por sentado que es suficiente con lo que cuenta,  y el lector tiene que ser capaz de imaginar la intensidad de las penalidades, el sufrimiento, la necesidad, el cansancio, el calor, el frío, el hambre etc. por las que están pasando, y que por lo menos en mi caso lo ha conseguido.

Con todo esto, creo que ha quedado claro que Esther Hautzig ha conseguido que me haya sentido atrapada por las páginas de este relato, por su historia, por sus vicisitudes, por su sufrimiento, por sus penas y sus alegrías. Ha conseguido hacerme partícipe de su vida durante estos años y que conociera un poquito de la vida de estos deportados, cuyo único crimen consistió en que se les considerase capitalistas. En definitiva una novela que no te deja indiferente y cuya lectura recomiendo totalmente.